noviembre 8, 2007

Sabes, hoy me enterado que no podré comprarte la equipación del Barça que tenía pensada para ti desde hace mucho tiempo; la de baloncesto porque tus padres no son muy futboleros. Tampoco los recibirás los patucos que la guapata pensaba enviarte desde la tacita. Había fantaseado muchas veces con ir a verte y conocerte en tu Alicante, cogerte en brazos y decirte que Elvis es muy mal cantante a pesar de tus padres. Todo eso y más ya no sucederá.

Todo el cariño que te tengo sin tenerte nunca delante es por tu madre. Es en este mundo tan impersonal una de las personas con mayor carácter y personalidad marcadas que he conocido nunca, incluyendo el día a día, el mundo real. Es quién me tomaba el pelo diciéndome que su cabello era casi tan rubio como la cantante inglesa Roisin Murphy cuando es negro como el azabache. La que en una recepción de un hotel me hizo una señal casi imperceptible ordenándome que me sentara, confirmando lo que ella misma me decía, que es una mandona. Es quién me recordó más de una vez que pocas veces se había reído tanto con la mala leche de Pierrenodoyuna, y Pierre se río mucho con sus consejos amorosos a los púberes que sufrían el primer desengaño. La que por Barcelona iba acompañada por los dos guardaespaldas más esperpénticos que nunca se haya visto. La que envió a la guapata unos preciosos zapatos a cambio de unas cuantas canciones recibidas por correo electrónico. La que no dudó nunca en ofrecerme unas líneas de sosiego hace mucho tiempo en que yo estaba marcado por la turbulencia.

Hoy me ha escrito lo que no quería leer, algo que nunca me he querido creer y que a estas horas no acabo de creérmelo. Aunque ella demostrando lo que es, una gran mujer y una mejor madre, me ha dicho que les has ofrecido durante estos días grandes dosis de sonrisas. No me extraña en absoluto siendo hijo de quién eres.

Esta mañana, pensaba entra aquí y poner el estribillo de una canción de Mozz, Life is a Pigsty. Lo pienso ahora y hubiese sido un error, ya que no lo debe ser tanto si mañana hubiese continuado escribiendo a tu madre preguntado por ti.

Adiós Jorge.

Anuncios

Una respuesta to “”

  1. ana said

    Besos, George.
    Beso grandísimo, V.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: